google.com, pub-8304629578620958, DIRECT, f08c47fec0942fa0

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Telenoche. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
INVESTIGACIÓN

Loli, el narco uruguayo que habría fingido el COVID para evitar la prisión

Rodrigo Fontana Ferreira, alias Loli, tiene un profuso prontuario criminal y sería parte de la organización que integra Sebastián Marset.

23 de septiembre de 2022 - 18:51

Rodrigo Fontana Ferreira, sobre quien recae un pedido de captura internacional por tráfico de drogas, armas y explosivos, llegó desde Brasil este viernes luego del pedido del gobierno uruguayo de extradición.

El grupo del que formaría parte, denominado Primer Cartel Uruguayo, estaría detrás del atentado con explosivos a la sede de la Brigada de Narcóticos que tuvo lugar en Montevideo en el mes de julio del año 2020.

El pasado 26 de agosto el Tribunal Supremo de Justicia de Brasil concedió la extradición a Uruguay de Fontana Ferreira.

La Justicia uruguaya solicitó el 18 de noviembre de 2020 la captura internacional de Rodrigo Gabriel Fontana Ferreira por la comisión en 2018 de delitos de tráfico de drogas y armas en la triple frontera entre Brasil, Uruguay y Paraguay.

Existen pruebas de transferencias millonarias realizadas por el requerido y su vinculación con el autodenominado Primer Cartel Uruguayo Existen pruebas de transferencias millonarias realizadas por el requerido y su vinculación con el autodenominado Primer Cartel Uruguayo

La Justicia de Brasil aprobó la orden y el cinco de marzo de 2021 fue detenido, comenzando así el proceso de extradición.

El delincuente se manejaba con documentación falsa, realizó viajes en la región y fue detenido en Livramento.

Fontana Ferreira tiene un profuso prontuario criminal y, según fuentes oficiales, sería parte de la organización que integra Sebastián Marset, uruguayo prófugo de la Justicia de Paraguay, acusado de narcotráfico y sospechoso de ordenar la muerte de un empresario y un fiscal.

Según las fuentes consultadas por Telenoche, Fontana Ferreira estaría vinculado al denominado Primer Cartel Uruguayo, firmante de una carta de amenaza a la Fiscal de Estupefacientes, Mónica Ferrero y sospechoso de un atentado contra la Brigada Antinarcóticos en 2020.

Con 24 años Fontana Ferreira cayó en el año 2012 en Rivera junto a otras 32 personas que formaban parte de una organización dedicada al tráfico de combustible.

Vivi extraditado

En 2018 su nombre reaparece vinculado al tráfico de drogas y armas, en una triangulación que involucra a Brasil y Paraguay y que investiga la Fiscalía de Rivera.

La defensa de Fontana Ferreira en Brasil solicitó arresto domiciliario y libertad provisional, alegando que cinco días después de detenido se había contagiado de coronavirus en la prisión.

Según el escrito de la defensa, el detenido “padece secuelas de la enfermedad que si no es tratada adecuadamente puede causar daños irreversibles en su salud”.

La Justicia de Brasil determinó que ningún informe médico probaba que su salud sufriera secuelas del coronavirus pero, fundamentalmente, que el levantamiento del arresto implicaba un alto riesgo de fuga ya que la banda investigada demostró estar bien monetizada, además de ser compleja, estructurada y organizada.

Telenoche | ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Suscríbete y recibe todas las mañanas en tu correo lo más importante sobre Uruguay y el mundo.

SUSCRÍBETE

Te Puede Interesar