Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Telenoche. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

"De manera disparatada"

27 de julio de 2012 - 00:00

El expresidente del Gobierno español, Felipe González, dijo hoy en México que el actual ejecutivo de su país ha manejado la crisis económica de una "manera disparatada" y culpó también de su agravamiento a la falta de decisión de las instituciones europeas.

"España tiene que hacer sus deberes pero quiero que comprendan que si hace todo lo que tiene que hacer, y lo hace bien, habrá hecho el 20 o 30% de la faena. El resto depende de que la política europea cambie de verdad", dijo el que fiera líder del Partido Socialista Obrero Español (PESOE).

González ofreció la ponencia "Crisis económica. Sus consecuencias y perspectivas. La importancia de Europa" durante la primera jornada de la XVIII Reunión Plenaria del Círculo de Montevideo.

En su intervención criticó al presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, por no haber propuesto en los meses que lleva de mandato "una sola (medida) que estimule la demanda, o el crecimiento, o la inversión, ni una sola".

"¿Cómo se está tratando el problema (de la crisis)? De manera disparatada", agregó el político socialista.

González, que dirigió el Ejecutivo español entre 1982 y 1996, se dijo alarmado porque Rajoy esté gobernando mediante decretos-ley, con lo que consideró que "hay una alteración del funcionamiento regular de la democracia".

Recordó que su país no entró con mal pie en el inicio en Estados Unidos en la crisis de 2008 y dijo que la situación evolucionó a un "gran coste de liquidez", un "corte de crédito brutal, la caída vertical de la construcción acompañada de la recesión mundial".

En cuanto a la instituciones de la Unión Europea (UE), criticó su impericia ante decisiones de coyuntura que son necesarias y que están generando un grave problema de solvencia en varios países.

"Europa está cometiendo un error el tratamiento de la crisis del que no va a salir. Y dentro de ese error España tiene sus propias responsabilidades, digamos sus propias culpas", apuntó.

Explicó que son irreales las metas de déficit público para su país y abundó en que los europeos "tienen que llegar a la conclusión de que el que no crece, no paga. Y el que muere, paga menos".

"Por tanto tienen que compensar las políticas de ajuste, moderándolas, las necesarias políticas de ajuste, con las de estímulo al crecimiento", agregó.

Lamentó que las instituciones europeas hayan confundido "un problema de liquidez con uno de solvencia", y no hayan tenido en los últimos meses "capacidad de respuesta" ante la "emergencia" de una situación de crisis que se sigue propagándose y que está llegando incluso a Alemania, la locomotora europea.

Criticó al Banco Central Europeo (BCE) por no ser ni "un banco de último recurso" ni capaz de frenar "los mecanismos especulativos" de los mercados, que agravan la situación de la deuda soberana de algunos países.

Consideró que "sin duda" hay que avanzar hacia una "unión política" en Europa y tratar de que "incluya una política económica y fiscal que acompañe a la política monetaria para el área, por lo menos, del euro", y preserve el mercado interno, "o deshacer lo que ha hecho", construyendo instituciones que ahora no están siendo efectivas.

A esos dos posibles escenarios se suma un tercero, " que es en el que estamos: arrastrarse por el fango sin tomar decisiones, y así nos va, afectando a los europeos y a todos los presentes", sentenció. EFE

Telenoche | ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Suscríbete y recibe todas las mañanas en tu correo lo más importante sobre Uruguay y el mundo.

SUSCRÍBETE

Te Puede Interesar