El hecho ocurrió mientras se discutía el juicio político contra el magistrado Gustavo Malo Fernández, acusado de cobrar coimas a cambio de fallos en el tribunal.