Luego de reunirse con el Parlamento para hablar sobre las cifras de criminalidad, el ministro del Interior Eduardo Bonomi explicó que el aumento se debe a un "deterioro de toda la región".