Los futbolistas que jugaron en el primer mundial juvenil, que se dio en Túnez en 1977, recordaron este momento a días de que la selección debute en Polonia.