En el momento de la caída la niña estaba amarrada a su sillita, pero esta no estaba sujeta al asiento del auto.