Los dos pequeños pandas, un macho y una hembra, nacieron el jueves con dos horas de intervalo en Bélgica.