El estadounidense Donell Cooper II se preparaba para integrar el equipo nacional de Bosnia-Herzegovina.