Por primera vez en 180 años el museo tiene sede propia y no abría sus puertas desde el año 2000.