La mayoría de desplazados se encuentran en el departamento de San José.