El denunciado montó una empresa en Montevideo con la que simuló ser parte de un fondo de inversiones de Estados Unidos.