"La revolución 4.0 va a a pagarse con puestos de trabajo, sobre todo con aquellos menos calificados", señaló Fernando Pereira.