El presidente sostuvo que Uruguay no terminará como esos países centroamericanos, tal como había expresado el director nacional de Policía Mario Layera.