El conocido delincuente fue asesinado por su compañero de celda: lo colgó de una sábana, lo decapitó y luego puso la cabeza en un balde.