Un joven encontró la recaudación de un comercio y se lo devolvió a su dueño.