Se trabajará en la noche para minimizar el impacto en la circulación de la zona