La Fiscalía había pedido once años de prisión para Balcedo y diez para Fiege por delitos de lavado de activos, delitos de contrabando y tráfico de armas.