Ni siquiera se sabe si el cuerpo corresponde a un hombre o una mujer.