En 2018 hubo 3332 denuncias de personas ausentes, una cifra que creció un 33 % con respecto a 2017.