El presidente venezolano se burló del manifestante que enfrentó solo, desnudo y sujetando un libro a las fuerzas policiales durante una marcha.