Las autoridades de la provincia de Aceh castigó a cinco parejas culpables de violar la ley islámica, que prohíbe relaciones afectivas fuera del matrimonio.