Los únicos dos estados que no participan en la iniciativa son California, donde tiene su sede la empresa, y Alabama.