Se trata de un establecimiento de alta seguridad con una capacidad para un poco más de 900 prisioneros.