Esta era la primera gira que Shakira realizaba tras varios años apartada de los grandes escenarios por su maternidad.