El artista golpeó al técnico con un micrófono y el momento quedó grabado.