Los medios reportan que el actor entró en el centro para combatir el estrés y sus problemas con el alcohol después del rodaje de la última temporada de la serie.