Fanáticos lo invitan a comer y pide dinero para poder comunicarse con su familia.