Tras años de especulaciones de la posiblidad de que el actor, un niño en ese entonces, pudiera haber sido abusado por "el rey del pop", Culkin rompió el silencio.