El pequeño, hijo de padres inmigrantes en EE.UU, interpretó a Miguel en la última película de Pixar nominada a dos premios Oscar.