Por primera vez en sus 102 años de historia el torneo continental más importante de selecciones en Sur América tendrá dos países como sedes de la competencia.