Luego de que se descubriera que el entrenador argentino había mandado a un espía al entrenamiento del Derby County, este se defendió en conferencia de prensa.